Decide la Corte el recurso de casación interpuesto por los apoderados de Bertulfo Antonio Herrera Rico y Vidrios para la Construcción S.A. "Vidco S.A." contra la sentencia proferida por el Tribunal Superior del Distrito Judicial de Medellín el 1º de octubre de 1.996, en el juicio seguido por Bertulfo Antonio Herrera Rico contra Vidrios para la Construcción S.A. "Vidco S.A." y  Aluminios para la Construcción Limitada Alco Ltda.

CORTE SUPREMA DE JUSTICIA
SALA DE CASACION LABORAL
MAGISTRADO DR. JOSE ROBERTO HERRERA VERGARA
Referencia Expediente No. 9674
Acta No. 39

Santafé de Bogotá, D.C.,  treinta (30) de septiembre de mil novecientos noventa y siete ( 1997 ).

Decide la Corte el recurso de casación interpuesto por los apoderados de BERTULFO ANTONIO HERRERA RICO y VIDRIOS PARA LA CONSTRUCCION S.A. VIDCO S.A. contra la sentencia proferida por el Tribunal Superior del Distrito Judicial de Medellín el 1º de octubre de 1.996, en el juicio seguido por BERTULFO ANTONIO HERRERA RICO contra VIDRIOS PARA LA CONSTRUCCION S.A. VIDCO S.A. y  ALUMINIOS PARA LA CONSTRUCCION LIMITADA ALCO LTDA .

I.- ANTECEDENTES

El actor demandó solidariamente a las sociedades mencionadas para que previo el trámite del proceso ordinario laboral se les condenara a la indemnización de los perjuicios MATERIALES, MORALES y FISIOLÓGICOS, en sus elementos de daño emergente y lucro cesante, consolidados y futuros ocasionados  por el accidente de trabajo ocurrido el 10 de diciembre de 1.993; solicitó que las anteriores condenas sean reajustadas de acuerdo con la pérdida del poder adquisitivo del peso. Aclaró que los perjuicios morales y fisiológicos deben tasarse cada uno en el equivalente de 1.000 gramos oro.

Afirmó el ex trabajador que prestó servicios  del 7 de septiembre de 1.992 al 30 de octubre de 1.994 en el cargo de CORTADOR DE VIDRIO, por el cual percibía una asignación mensual de $ 128.354,oo; que el 10 de diciembre de 1.993 el superior inmediato le dio la orden de reparar un timbre, labor que le exigió subirse en una escalera hechiza e improvisada que constituyó la causa de la caída al suelo a una altura de 5.5 metros, lo cual le originó lesiones en el occipital y traumatismos. Informó que la empresa no le dio previamente capacitación, ni implementos para desempeñar las labores ajenas a su cargo. En la primera audiencia de trámite adicionó la demanda, en el sentido de hacer claridad que prestó indistintamente los servicios para las dos demandadas.

La demandada VIDRIOS PARA LA CONSTRUCCION VIDCO S.A. al dar respuesta al libelo demandatorio aceptó la prestación del servicio y los extremos temporales, en cuanto a la labor de reparación del timbre aclaró que fue el propio demandante quien voluntariamente se ofreció y salió víctima de su propio actuar. Propuso como excepciones las denominadas  falta de causa para pedir y pago.

A su turno la empresa ALUMINIOS PARA LA CONSTRUCCION LIMITADA ALCO LTDA negó rotundamente todos los hechos, fue enfática en afirmar que el actor nunca tuvo relaciones laborales con ella. Propuso como excepción la de falta de legitimación en la causa por pasiva.

El Juzgado Noveno Laboral del Circuito de Medellín mediante fallo del 29 de mayo de 1.996, condenó a la sociedad VIDRIOS PARA LA CONSTRUCCION S.A. VIDCO S.A. por la suma de $ 12.268.266,60  por concepto de indemnización plena de perjuicios materiales y morales con ocasión del accidente de trabajo del 10 de diciembre de 1.993, la absolvió de las restantes pretensiones y le impuso costas; absolvió de todas las súplicas a la demandada ALUMINIOS PARA LA CONSTRUCCION LIMITADA ALCO LTDA y declaró no probadas las excepciones propuestas.

Descargue el documento completo en formato pdf